ANTESALA DEL REINO DE DIOS

“Tengamos fe, creamos de verdad y desde nuestra fe, iluminemos nuestra política, trabajemos nuestra historia, seamos artífices del destino de nuestro pueblo pero no haciendo un proyecto únicamente humano y, mucho menos, inspirado por el diablo. Un proyecto que lo inspire Dios y que me lleva a creer en Cristo y que haga sentir la historia de mi patria como una historia de salvación, porque Cristo está bien entrañado en mi familia, en las leyes de mi tierra, en mi gobierno, en todo aquello que es mi patria; Cristo sea luz que ilumine todo. Es así como la patria se convierte en antesala de aquel Reino de Dios”.

(Día a Día con Monseñor Romero, Homilía 24-febrero-1980)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *