Impunidad

El mal existe y que, es necesario que estos agentes de la seguridad tengan en cuenta que ellos, muchas veces, han sido mandados y que, en un caso de depuración de los cuerpos de seguridad, a quienes hay que juzgar y castigar son a los altos, que han podrido las mentes de esos hombres. (Homilía 4 de noviembre de 1979, Ciclo B).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *